Entrevista a Pedro Soler. Director de Ingeniería y Mantenimiento de Cobre Las Cruces

Claudia Pastor 15 de noviembre de 2018 0
Entrevista a Pedro Soler. Director de Ingeniería y Mantenimiento de Cobre Las Cruces

“Innovamos para producir también zinc, plomo y plata”

Pedro Soler es Ingeniero Industrial por la Universidad de Sevilla desde el año 2000, y cuenta ya con más de quince años de experiencia en empresas multinacionales de los sectores Oil & Gas y Minería. Actualmente es el Director de Ingeniería y Mantenimiento en Cobre Las Cruces (FQML), responsabilizándose de maximizar la disponibilidad de las instalaciones para optimizar la producción y su coste, así como realizar los proyectos de ampliación y mejora de la compañía.

First Quantum Minerals es la empresa encargada de la explotación de Cobre Las Cruces. ¿Cómo y por qué se asienta esta compañía en Andalucía?

Cobre Las Cruces es un complejo minero hidrometalúrgico ubicado en la provincia de Sevilla en los términos municipales de Gerena, Salteras y Guillena, donde se encuentra el yacimiento mineral de sulfuros secundarios de cobre que explota en la actualidad.

Operamos una mina a cielo abierto que además de la corta minera, cuenta con una planta hidrometalúrgica para el refinado de cobre, que constituye la principal innovación tecnológica del proyecto, siendo la primera instalación industrial de este tipo que opera en Europa y una de las pocas existentes en el mundo.

Este proyecto puntero se ha podido desarrollar en Andalucía gracias a la apuesta decidida de Cobre Las Cruces por procesos tecnológicos innovadores que han resultado exitosos en el ámbito medioambiental, minero y del refinado de cobre, que cuenta con un excelente equipo de profesionales en minería, metalurgia e industria y que ha desarrollado el proyecto en todo momento, en estrecha colaboración con la Administración Pública Andaluza.

Cobre Las Cruces, propiedad 100% de la multinacional canadiense First Quantum Minerals, es una de las principales referencias en el contexto de la minería internacional actual, tanto por su papel relevante en el resurgir de la minería metálica en España como por sus innovaciones tecnológicas que constituyen un antes y un después en esta actividad.

 

¿Cuándo arranca la fase de extracción en la mina de Cobre Las Cruces?

La compañía ha pasado por varias fases desde su inicio. Concretamente podemos destacar los siguientes hitos: el inicio de la exploración minera en la zona en 1992; el descubrimiento del yacimiento mineral Las Cruces -en explotación en la actualidad- en mayo de 1994; la evaluación del yacimiento desde 1994 a 1999 y, a partir de ahí, toda las etapas de obtención de permisos para que este proyecto fuera la realidad que es hoy.

De entre éstos últimos yo señalaría: el Estudio de Viabilidad y Evaluación de Impacto Ambiental, obtenido en marzo 2001. El periodo de tramitación de permisos necesarios para la puesta en marcha, de 2001 a 2006, en el que se concretó principalmente la obtención del permiso de aguas y la concesión minera.

Tras una etapa de compra de terrenos, estudios de financiación, entre los años 2005 y 2008 se realizó la Ingeniería de Detalle y la Construcción de la Planta Hidrometalúrgica y todas las infraestructuras necesarias.

CLC comenzó a contratar el grueso del equipo de producción de la Planta en las localidades vecinas en el año 2007, formándolos ad hoc mediante una formación intensiva para convertir a muchos de ellos, sin experiencia previa en industria, en profesionales de la operación y el mantenimiento Industrial.

En abril de 2008 tocamos por primera vez la capa más superficial de nuestro yacimiento mineral y en junio de 2009 iniciamos la producción  de nuestros cátodos de cobre, producto final de la Planta Hidrometalúrgica.

 

¿Cuántas toneladas de cobre extrae al año Cobre Las Cruces? 

Cobre Las Cruces produce una media de 72.000 Toneladas de cobre al año en cátodos,  tratando 1,6 Millones Toneladas de mineral aproximadamente. Las dos principales características de la Producción de Cobre las Cruces son por un lado, su excelente calidad de cobre, tipificado como Grado A por la Bolsa de Metales de Londres, con una pureza del 99,999% y que da nombre al premio “cinco nueves” que nuestra Fundación otorga anualmente el mejor proyecto de emprendimiento de la provincia,  y por otro lado el gran rendimiento de la Planta, consiguiendo valores de disponibilidad, utilización y recuperación muy elevados. Desde la primavera de 2012 el rendimiento de la instalación alcanzó niveles que han permitido superar incluso las 6.000 toneladas mensuales.

 

¿Cuál es la evolución de Cobre Las Cruces a lo largo de los años en: número de empleados, facturación anual, volumen de exportación e instalaciones asociadas?

Cobre Las Cruces ha tenido una evolución histórica constante en lo que se refiere a empleo, desde antes del inicio de la producción en 2009 hasta la actualidad, proporcionando empleo directo a más de 800 personas, entre la plantilla propia (250 empleados) y las empresas que diariamente prestan servicio en nuestras instalaciones. También son destacables las puntas de empleo que se producen en periodos de paradas de mantenimiento o por proyectos de mejora de Planta, donde se ha podido alcanzar las 1500 personas trabajando en nuestras instalaciones. El empleo indirecto e inducido está estimado en otras 1.500 personas.

La facturación de CLC ha variado lógicamente dependiendo de la producción anual y del precio del cobre en el mercado. En los últimos dos años, por ejemplo, la facturación ha sido de 356 millones de euros en 2015 y de 323 millones en 2016 ( a precio oficial del cobre en el LME media de 2016 de 4.860 $/tonelada).

 

¿Exporta Cobre Las Cruces su materia prima a otros países? ¿Cuáles son sus principales destinos y qué usos se hacen de ella?

En estos momentos, la mayor parte de nuestros cátodos se vende en España a industrias transformadoras de alambrón, hilos y cables electrolíticos y conductores eléctricos en general. En 2016, el valor de las exportaciones CLC fue de 47,11 Millones de dólares (USD), sobre el total de la facturación, fundamentalmente vendido en Europa.

 

En plena fase de digitalización de la industria, ¿qué cambios contempla en este sentido Cobre Las Cruces? ¿Qué objetivos se plantea en cuanto a I+D+i?

La minería es un sector con elevadas inversiones en activos y grandes movimientos de tierra, con procesos multivariables de gran complejidad y variabilidad sobre el producto a minar y por tanto a procesar  y con ciclos de bajo precio de los metales, por lo que es obligado apostar por mejorar nuestra competitividad para ser sostenibles. Las nuevas tecnologías digitales aplicadas a la minería, deben ser uno de los pilares sobre los que buscar esa mejora de competitividad.

En mi opinión, las nuevas tecnologías digitales deben mejorar nuestra competitividad en 3 líneas principales: la mejora de nuestras decisiones, conseguir operaciones más fiables y aumentar la productividad.

Uno de los grandes objetivos de Cobre Las Cruces es liderar el renacer de una minería moderna y sostenible en Andalucía basada en la innovación continua. La inversión en las mejores tecnologías y la apuesta por la innovación son, por tanto, la base del proyecto y el eje fundamental de nuestra gestión económica.

Hay muchos ejemplos de innovaciones aplicadas en Cobre las Cruces, como el uso de nuevos materiales de construcción, diseño de proyectos colaborativos en 3D, simulaciones de proceso, monitorización en continuo, uso de drones y gestión de datos a gran escala… No obstante, lo que verdaderamente nos va  posicionar como industria minera innovadora es nuestro futuro proyecto PMR (Poly Metallurgical Refinery).

 

¿Cuáles son las previsiones de futuro y crecimiento de Cobre Las Cruces para los próximos años?

CLC ha ampliado sus previsiones de extender su periodo de vida productiva al poner en marcha el proyecto PMR que hace referencia a la capacidad tecnológica para producir varios metales, no sólo cobre como en la actualidad, sino también zinc, plomo o plata. Todo ello en una sola refinería integrada que podría procesar tanto material propio como  materias primas externas.

En este sentido, una Planta Piloto ha trabajado durante 2016 y 2017 en el análisis e investigación de datos de experimentación para obtener la información técnica y de proceso necesaria para poder diseñar la nueva refinería industrial polimetalúrgica.

CLC ha diseñado este ambicioso Proyecto, para el cual será necesario construir una nueva planta de refino que complementará la actual refinería de cátodos de cobre. Los permisos correspondientes se han presentado ante las administraciones y nuestro objetivo es que puedan aprobarse con agilidad para poner en marcha la nueva Planta en el menor tiempo posible.

En resumen, de llevarse a cabo finalmente este proyecto alcanzará varios objetivos: prolongará la vida del complejo minero actual, contribuirá al desarrollo estratégico de la minería andaluza, diversificará nuestra cartera de productos, incorporando a la línea de Cobre actual, las de Zinc, Plomo y Plata.

 

¿Qué necesidades tiene el sector minero andaluz en la actualidad y qué medidas se podrían adoptar para mejorarlo?

A mi juicio se está avanzando mucho en Andalucía en todo lo relacionado a la industria minera, en estos 10 últimos años, que coinciden precisamente con el periodo productivo de CLC, hemos visto un importante cambio de percepción de la opinión pública que ha pasado de vernos como una industria cargada de tópicos negativos de antaño a un sector renaciente en el cual destaca la innovación, la protección al medio ambiente, la alta capacidad de gestión y una inversión empresarial importante que es impulso del desarrollo económico en su entorno.

El sector minero tiene necesidad de personal altamente cualificado en minería, industria, metalurgia, etc…. En particular, creo que los ingenieros industriales tenemos una formación polivalente y con conocimientos profundos que encaja perfectamente en la industria minera,  por lo que sería muy positivo que la Universidad andaluza pueda ofrecer formación específica relacionada con la minería en estos ámbitos.

Necesitamos avanzar más en lo que a viabilidad empresarial se refiere, esto es, si queremos que inversiones internacionales importantes se establezcan en el sector minero andaluz es fundamental ofrecer un marco territorial seguro, jurídicamente hablando, estable en lo económico y referente en cuanto a facilidades a las empresas se refiere. Esto es trabajo de todos, en mi opinión, pues los proyectos industriales deben de trabajar sobre la base de la transparencia en su gestión y las administraciones públicas deben de asumir su papel como dinamizadores de la economía regional mejorando en la cercanía a las empresas y facilitando su gestión.

Me consta que actualmente se está trabajando intensamente para mejorar esa relación entre la Administración y los administrados mineros, una prueba de ello es el establecimiento del “portal minero”, que trata de establecer una herramienta que agilice las solicitudes de carácter técnico de las empresas mineras. Y esto es sólo un ejemplo pues la realidad es que, insisto, ahora la percepción de la minería por parte de todos es muy positiva y esto redunda en esa seguridad para la viabilidad de los proyectos de este sector.

 

En el 2016 la Junta de Andalucía aprobó la Estrategia Minera de Andalucía 2020. ¿Qué valoración hace Cobre Las Cruces de esta iniciativa?

La nueva Estrategia Minera de Andalucía 2020  recoge un marco de trabajo para la industria minera que sea una fotografía de la nueva situación de este sector: un momento de transformación, en el que la minería metálica tiene cada vez un mayor peso en la economía regional propiciado por la evolución de los precios de las materias primas y, sobre todo, por el valor geológico y minero de nuestra comunidad.

Es por tanto un buen marco de actuación en principio y, al menos, refleja la voluntad de apoyo de las administraciones. No obstante, hay que ser exigentes y una de las claves de que esta estrategia funcione es concretamente la desburocratización, es éste caballo de batalla para nuestro sector. Las empresas mineras están afectadas especialmente por  la dilación de plazos y burocratización de la Administración y así se ha señalado varias veces por nuestra parte e incluso por parte de la patronal sectorial. Esperemos pues que esta estrategia mejore este aspecto fundamental para la minería regional.

 

Por último, ¿qué opinión le merece el Pacto Andaluz por la Industria firmado por la Junta de Andalucía en enero de este año? ¿Cree que se logrará aumentar el PIB industrial en Andalucía para el año 2020?

Personalmente creo que todas las estrategias que se encaminen a favorecer un entorno propicio a la inversión industrial son interesantes para el fomento de la competitividad, el desarrollo de la tecnología y de la innovación, la mejora de las habilidades y del talento humano y, en definitiva, la mejora de la calidad de vida de todos basada en un desarrollo económico sostenible.

Creo que el Pacto Andaluz por la Industria establece más de 50 medidas y/o actuaciones de carácter económico encaminadas a propiciar el desarrollo industrial como vehículo de mejora del escenario actual. Estoy seguro, aunque desconozco el alcance último de todas estas medidas, que redundarán en ese preciado aumento del PIB regional. No puede ser de otra forma, si sector privado, agentes sociales y Administración se ponen de acuerdo siempre será más fácil y más alcanzable un objetivo de desarrollo industrial para nuestra región.

Leave A Response »